Saltar al contenido
Psicología de Omar

Llegaron las vacaciones, ¿qué hacer con los niños?

las vacaciones de los niños

Pasado el estrés de los exámenes finales llega al fin las vacaciones, el añorado descanso para los niños. Añorado por ellos y también por los padres, aunque en menor medida. Cierto es que los niños lo merecen después del esfuerzo decisivo, pero el ¿qué hacer con ellos? a partir de ahora, se convierte en el quebradero de cabeza.

Los padres deben seguir trabajando y los niños no pueden quedarse solos en casa. Las labores hogareñas aumentan, más regueros, más comida a preparar, más limpieza que dura menos. La necesidad de una solución se impone desde mucho antes de que comience el descanso. Hay que planificar las vacaciones de los niños.

Opciones para los niños en las vacaciones

Se puede listar un conjunto de soluciones, claro está, que no todas estarán al alcance de todos, ni tendrán el mismo nivel de calidad resolutiva:

Dejar de trabajar uno de los padres

Esta es una buena variante, el niño podrá estar con su familia más allegada, no habrá cambios drásticos en las normas educativas, se mantendrá la protección y el afecto de los suyos.

No obstante, se habrá sacrificado el empleo de uno de los padres y no siempre esto es económicamente factible para la familia, también ocurre que no son muchos los empleos que pueden liberar a las personas por un tiempo prolongado y la posibilidad de quedar cesante no siempre es opción.

El niño se va con los abuelos

Los abuelos ofrecen una solución bastante factible, por lo general tienen lazos afectivos con los niños, el problema está en su edad y los posibles padecimientos asociados a ella, o la consecuente pérdida de capacidades.

Si los abuelos mantienen un adecuado nivel de salud y están dispuestos, pueden ser una opción viable. Pero cuidado, que el niño se vaya con los abuelos, siempre significará un cambio en las normas educativas del niño que puede provocar cambios en la conducta. Por demás será una gran responsabilidad a asumir por los abuelos. Si se encuentra en esta situación lea el artículo ya publicado sobre los conflictos entre padres y abuelos.

Niñera a tiempo completo

Esta es una variante de utilidad cuando se pretende evitar que el niño tenga que cambiar de ambiente, la nana puede atender y educar a los niños, atendiendo a las normas dispuestas por la familia.

Claro que el uso de la niñera nunca será como que estén los padres o familiares cercanos. Aun cuando se haga una buena elección, la comunicación afectiva no siempre será de la mayor calidad, y por otro lado es una variante que económicamente no está al alcance de todos.

Campamento de niños

Es una buena opción que puede generar nuevos aprendizajes e independencia en los niños. El niño cambiará de ambiente durante un tiempo, se relacionará de manera más estrecha con otros niños, estará en interacción con otras personas y otros ambientes.

Tiene el inconveniente de que no es válido para cualquier edad, solo para niños mayores, por demás es propicio a que el niño extrañe, que tenga dificultades de adaptación, puede aumentar el riesgo de bullying y puede generar rencores contra los padres por haberlo enviado.

Plan vacacional institucional

En algunas ocasiones y lugares, las propias escuelas ofrecen alternativas atractivas de ayuda a la familia para seguir llevando a los niños durante el verano o vacaciones, a tiempo parcial o completo. Lo cual representa un cambio de actividades de la institución para los niños. Juegos de mesa y al aire libre, competencias, manualidades, experimentos de ciencia, cursos extra curriculares como bailes, música, artes plásticas, teatro, deportes, idiomas, computación, cocina, entre otras actividades sustituyen las actividades cotidianas de estudio centrándose más en la recreación de los niños.

Pero imagine usted que después de un año de duro trabajo, en sus vacaciones usted se vea obligado a levantarse diariamente e ir a su mismo trabajo, aun cuando no tenga que trabajar, pero deberá seguir asistiendo, cumpliendo media jornada o jornada completa, no creo que sea muy halagüeño este tipo de vacaciones para los hijos.

Estancia con familiares o amistades

Semanas de descanso o paseo con familiares y amigos. El ofrecimiento de tíos, parientes y amigos allegados, de llevarse los niños de vacaciones, es otra variante recurrente que en muchos casos ayuda a paliar la situación con los niños de vacaciones. Esta puede ser una ocasión muy buena para que el niño pueda salir y distraerse, mientras los padres trabajan y muchas veces la mejor posibilidad.

Sin embargo, en esta modalidad también habrá cambio en las normas educativas, los cuidados pueden no ser suficientes, el niño puede extrañar y aumenta el riesgo a participar en actividades indeseadas por la familia y de abusos sexuales, a los cuales, por su lamentable importancia, dedicaremos un artículo aparte.

En resumen, toda opción tiene siempre ventajas y desventajas que deben ser tenidas en cuenta por la familia, la cual no debe decidir a la ligera, con quién y por qué tiempo, comparte el niño en sus vacaciones. Por supuesto, tratar de hacer coincidir al menos un tiempo de las vacaciones del niño con la de los padres es una magnífica oportunidad.

Cuando los padres tienen un periodo de vacaciones durante las vacaciones del niño

Opciones de disfrute óptimo con sus padres suelen ser, entre otras:  

  • Paseos o viajes a otras ciudades o países.
  • Playas, ríos, piscinas, parques acuáticos.
  • Visita a museos y lugares históricos.
  • Visitas a Zoológicos, Acuarios, etc.
  • Parques de diversiones.
  • Excursiones al campo, contacto con animales y la naturaleza en general.
  • Picnics en parques o espacios abiertos.
  • Actividades en la casa (dibujar, cocinar, lectura de cuentos, jardinería, diversos juegos en familia o con otros niños)
  • Cines, teatros, shows, matinées, actividades circenses.
  • Visitas a familiares o amigos.

En todas estas variantes hay un denominador común, todas, incluso las más sencillas implican planificación anticipada en la cual puede participar el niño. Resulta importante que no todo el tiempo esté planificado por los adultos, solo las actividades principales y dejar tiempo libre para el ocio del niño. Lea el artículo ya publicado sobre el ocio y el tiempo libre en los niños.

¿Qué cosas no debe permitírsele a sus niños en las vacaciones?

Los niños en sus vacaciones, entre otras cosas, no deben:

  1. Romper de manera drástica sus cadenas de hábitos y sus horarios
  2. Alimentarse de manera inadecuada.
  3. Consumir bebidas alcohólicas o que contengan alcohol.
  4. Presenciar el consumo desmedido de alcohol por parte de adultos.
  5. Consumir materiales audiovisuales para adultos.
  6. Estar sobre expuestos a pantallas de video.
  7. Estar demasiado tiempo solos.
  8. Jugar en ambientes que impliquen peligro físico o psicológico.
  9. Abandonar totalmente sus hábitos escolares, como el de la lectura.
  10. Ser sometidos a castigos o reprimendas, en especial por personas que no sean sus padres.
  11. Jugar con materiales tóxicos, punzantes, cortantes o inflamables, ni tenerlos a su alcance.
  12. No participar de conversaciones o preocupaciones de adultos.

Recomendaciones para los adultos que se preparan para las vacaciones de sus hijos

  • Los niños en vacaciones no deben alejarse demasiado tiempo de los padres.
  • Las rutinas, durante las vacaciones, deben ser también planificadas y deben respetarse horarios estables, algunos podrán variar otros no es conveniente hacerlo.
  • Los padres, o personas al cuidado de los niños deben también disfrutar y mantener estados emocionales positivos, Los niños necesitan afecto estímulo y compañía.
  • Deben usarse métodos educativos adecuados, la estancia en casa no puede ser razón para el uso de métodos educativos violentos. Consulte los artículos ya publicados sobre estos temas.
  • Las actividades a realizar por los niños deberán ser variadas y de diversa índole. Deben crearse espacios a la socialización con otros niños.

La responsabilidad paterna y materna son indelegables, no pueden traspasarse a otra persona como cualquier otra tarea, los padres deberán velar por el aprovechamiento de este período en función del descanso, de la recreación y también de la educación de los niños y responsabilidad cuando los niños están al cuidado de otra persona.

A %d blogueros les gusta esto: